domingo, 14 de febrero de 2016

Estoy trabajando en un nuevo libro. Deprisa.

Estas últimas semanas he estado ocupando la mayor parte de mi tiempo de trabajo a un proyecto con muy buena pinta, el que será, con suerte, mi primer libro pop-up como autor exclusivo. Acompañará a los dos en que participo como ingeniero: De qué están hechas las niñas flamencas y otro que sale este otoño.

La historia de cómo empezó el proyecto tiene su aquel:

Un golpe de suerte


El pasado 2015 empecé a trabajar para UWP Luxe diseñando la ingeniería e ilustración de tarjetas pop-up de felicitación. Entre julio y agosto trabajaba en un nuevo diseño inspirado en la Actias Luna, una preciosa mariposa nocturna de América del Norte.

Para diseñar las piezas necesitaba vistas tan "técnicas" como fuera posible de esta mariposa. Desde arriba, en plano, más o menos simétrica... como buscaba un diseño más bien clásico una ilustración o un grabado eran mis mejores opciones.

Así di con Botanicus, una biblioteca inmensa de libros de botánica y zoología digitalizados por la Biblioteca Botánica de Missouri. En esta web encontré el libro Historia natural de los lepidópteros raros de Georgia. Un tomo de 1797 que reunía textos de un tal John Edward Smith y las ilustraciones de un tal John Abbott.


Lo que descubrí fue:

  1. Que había un grabado per-fec-to de la Actias Luna (que por entonces se conocía como Phalaena Luna) en alta resolución y, dada su antigüedad, perfectamente libre de derechos.
  2. Que John Edward Smith fue el fundador y primer presidente de la Sociedad Linneana de Londres, una de las instituciones más antiguas e importantes en la catalogación y estudio de las cosas vivas. Este libro, de hecho, era el primero que se había publicado nunca sobre insectos del nuevo continente.
  3. Que John Abbott tenía unas manos de oro, y el libro estaba a rebosar de bellísimos grabados de mariposas y polillas americanas a resolución suficiente para imprimir con calidad.


Di gracias a internet, a la Biblioteca Botánica de Missouri y a la memoria de los autores, e hice una tarjeta inspirada en los cuadernos de campo de los naturalistas del s. XVIII


Un diseño huérfano

A mi pesar, esta propuesta de ilustración no encajaba en la línea de tarjetas que estaba desarrollando UWP, por lo que tuve que rehacer la ilustración, y mi homenaje personal a Smith y Abbott quedó huérfano en el disco duro del ordenador junto a otras cuantas mariposas que había descargado para ver con más detalle.

Pero no supe tener las manos quietas.



Preparando un regalo personal y aprovechando la estructura de la Actias Luna monté un pequeño libro con siete mariposas pop-up. Hice mi regalo y las mariposas quedaron hechas y terminadas, salvo una que se me quedó detrás de la oreja hasta finales del año pasado.

Así que este año he decidido dejarme de gilipolleces y hacer un libro. Se va a llamar Mariposario. Cuaderno de campo pop-up y por mis viriles que estará terminado y presentable antes de terminar el mes para llevármelo este año a buscar novia(s) a la Feria Internacional de Libro Infantil de Bolonia.


Nos vemos en la próxima entrada, donde compartiré el proceso de diseño de una doble página del libro.

1 comentario:

Jose Alberto Rexachs dijo...

La verdad es que me parece un proyecto original y precioso. No sólo por la temática (mariposas en pop-up), sino por acercar al público general una obra zoológica prácticamente desconocida pero que resulta ser un tesoro científico. Si te animas a financiarlo vía crowdfunding, espero verlo pronto anunciado aquí en tu blog.
Suerte con el proyecto.